Es un rostro conocido para los primeros vecinos y vecinas de las urbanizaciones de los años 80. Fue en Covibar donde junto a su familia encontró un ilusionante proyecto cooperativo para su hogar y para abrir uno de los primeros bares del barrio. Manchego de nacimiento, siendo un joven recién llegado a Madrid pronto se enroló en la militancia política para devolver al país la democracia arrebatada por el régimen franquista. Al tiempo, encontró en el movimiento asociativo vecinal la mejor manera de vertebrar la convivencia en los barrios de Vallecas y Getafe, en los que residió antes de llegar al municipio. Pequeño empresario eléctrico durante las dos últimas décadas, Ramón afronta su reciente jubilación con la ilusión de poner su experiencia al servicio de la ciudad con la que se siente firmemente identificado.

Comparte...
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedIn