Desde el respeto a las confesiones religiosas, consideramos que la ley regula la aconfesionalidad del Estado y por tanto cualquier administración debe entender esta aconfesionalidad como elemento que rija la relación necesaria con las confesiones religiosas. Por ello hacemos nuestras las propuestas y reivindicaciones de Rivas Laica.

  • Elaborar un censo de las propiedades de las organizaciones religiosas en el municipio así como de las entidades dependientes de dichas organizaciones confesionales. Hay que conocer qué propiedades de la Iglesia se han beneficiado o benefician de exenciones o bonificaciones fiscales, en el IBI o en cualquier otro impuesto (base imponible y merma para las arcas municipales). En todo caso, se debería saber cuántas propiedades, por qué bases imponibles y los montantes globales.
  • Si se hubiera donado o cedido suelo público municipal (desde la constitución de los ayuntamientos democráticos) para la Iglesia o sus organizaciones ¿cuál sería su valoración económica?
  • Si ha habido inmatriculaciones a favor de la Iglesia en Rivas Vaciamadrid, cuántas, valoración económica y a favor de quiénes.
  • El Ayuntamiento debería configurar un mapa actual de las y los niños que van a religión en la escuela pública: número por cursos y porcentajes respecto al total de alumnas y alumnos por curso y centros, segmentos de edad y barrios; horas que ocupan; valoración económica del coste de la enseñanza de la religión en los centros públicos; otras actividades docentes que realicen las y los catequistas.
  • El municipio debe consolidar algunos ritos de paso laicos, especialmente nacimiento y fallecimiento (relanzar el primero y elaborar procedimiento y estructura para el segundo).
  • Debería poderse habilitar el registro municipal para la recepción y gestión ante la Comunidad de Madrid de los testamentos vitales que se presenten en nuestro municipio.
  • Mantener el programa de apoyo municipal a centros educativos (PAMCE), y potenciar aquellas actividades cuyo objetivo sea la difusión y defensa de valores cívicos y democráticos: libertad de conciencia, igualdad, solidaridad y respeto de los derechos humanos.
  • Lucharemos para recuperar los Centros de Salud para Jóvenes.
  • Estudiaremos la posibilidad de realizar una propuesta municipal para ofrecer en el calendario de festividades denominaciones seculares que no tengan relación con confesiones o denominaciones religiosas, como por ejemplo, Fiesta de la Primavera, como alternativa a S. Isidro.
Comparte...
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedIn